Fiestas del Salvador

Antaño se reducía a un día de fiesta, terminado el cual comenzaba la campaña de siega del espliego. Es en la década de los 70 cuando un grupo de casasbajeros emigrados recuperaron la celebración dándole la magnitud que ahora tiene. Se celebran procesiones, exhibición de vaquillas, competiciones deportivas (pelota a mano, frontenis, fútbol...), concurso de guiñote, baile de jotas, comidas populares, festivales infantiles y verbenas multitudinarias.